¿Cómo ayuda una auditoría web a tu empresa?

In Marketing Digital
auditoria_web

¿Conoces el estado de salud de tu página web? Es muy probable que tu empresa posea una página web con distintos contenidos que os definan como grupo empresarial y que además, sea una herramienta fundamental de ventas. Incluso puede ocurrir todo lo contrario, que tengáis una página web pero que no esté dando los resultados desados. Es entonces cuando surge la pregunta: ¿os habéis planteado hacer una auditoría web?

Requerir una auditoría web a una agencia especializada como Tresce es una herramienta fundamental para poder conocer los contenidos y elementos necesarios para poder posicionarse en el mercado de Internet, que con el paso de los años es cada vez más complicado. Y es que en la red hay miles de empresas, conocer a la perfección este mercado mediante un análisis minucioso realizado por profesionales proporciona ventajas para tu empresa en relación a la competéncia. Tú conoces tu empresa, objetivos y sector, nosotros el medio. Juntos encontraremos las claves y estrategias óptimas para darte a conocer en este mercado. ¡Contacta con TRESCE!

 

¿Necesitas una agencia de MARKETING DIGITAL? VER MÁS

 

¿Por qué es importante una auditoría?

Realizar una auditoria es el paso previo a llevar a cabo una estrategia de SEO o posicionamiento web. A partir de una estudio se analizan los factores externos (offpage) e internos (onpage) que rodean el posicionamiento de tu página web. Permitiéndote conocer la usabilidad, optimización y seguridad de tu sitio. De esta manera, se hará una auditoría una vez tengamos creada la página web y no antes para poder observar los puntos de inflexión del sitio web y aportar una solución concreta.

Otro elemento importante que veremos al realizar una auditoria web es el comportamiento del contenido. Pues tener una página web estática no genera visitas e interacción con el usuario, además de carecer de posicionamiento web. Lo ideal es añadir contenidos o nuevos productos constantemente, manteniéndola fresca y actualizada. Pero nunca sabremos cómo de efectivos son estos contenidos, si están yendo a bien o a mal, si no realizamos una auditoria web que los analice. En cuanto a las tiendas en línea, es fundamental realizar una auditoria web habitualmente al estar manejando información confidencial de sus clientes y por motivos de seguridad es vital llevarla a término.

Cómo debería ser tu página web

Como mencionábamos anteriormente, una auditoria web nos ayudará a mejorar la eficacia de nuestra página para conseguir los objetivos del negocio, como atraer clientes, generar visibilidad, compras, etc.  Los elementos más importantes a analizar en una auditoría son:

  • Incluya conocimientos SEO. Cualquier página web realizada por profesionales de marketing online suele estar diseñada de esta forma.
  • Buen uso del SEO. No se trata de obtener resultados rápidos, ya que podría ser perjudicial para tu marca.
  • Fácil manejo. Todo posible cliente de todas las edades debería saber navegar en ella.
  • Adaptada a dispositivos móviles. Elemento importantísimo actualmente.
  • Orientada a realizar las acciones que deseas. Tu web debe dar pie a que el cliente haga aquello que quieras, como contactar, llamar, etc.
  • Debe estar en constante renovación de contenidos.
  • Mantener una estrategia. Es recomendable organizar la introducción de contenidos y el manejo web mediante una estrategia.
  • No duplicar contenidos con otras páginas web.

Estos son algunos de los factores a tener en cuenta, pero solo son unos pocos de una extensa lista donde se estudian desde posibles enlaces rotos, estado de indexación del sitio, presencia de la marca en las redes sociales hasta la información encriptada en tu sitio web.  Un análisis en profundidad hecho por profesionales que te hará ir más allá de la parte visual y del diseño web, aportando datos y fórmulas que pueden ayudar a tu marca de gran manera.

 

Partes de una auditoría web

Podríamos decir que los elementos a analizar en una auditoría se dividen en cuatro grandes bloques que se complementan entre ellos. Permitiéndonos solucionar posibles problemas técnicos, identificar a los competidores y su estrategia, y conocer si estamos utilizando bien nuestros contenidos. De esta manera, podríamos delimitar los bloques en:

  1. Usabilidad: Nos referimos a la facilidad que encuentra el usuario en la navegación en el sitio web. Comprobando la calidad de los contenidos, posibles enlaces rotos, observar la percepción del usuario, e incluso ver la claridad de la navegación.
  2. Conversión: Aquellos factores que influyen para que la web llegue al objetivo que desee con los usuarios. Elementos donde deben prestar atención, visibilidad de la marca, formularios, etc.
  3. Optimización: Identificar aquellos elementos que los buscadores utilizan para posicionar una página web. Es decir, analizar las palabras clave, el código HTML, las imágenes, el estado de indexación del sitio, la estructura de las URL, los factores SEO encontrados en cada página, etc.
  4. Seguridad: La seguridad en tu página web es indispensable para que hackers no entren y tengan la oportunidad de hacer daño a tu marca. En la auditoría se encontraran las vulnerabilidades de seguridad de la web para poder prevenir estas acciones.

Cada página web tiene unas características u otras, y por ello cada auditoría se centra en los objetivos de la marca o empresa, gestionando unas tareas especificas para cada empresa según las necesidades que se expongan.

¿Cuándo se realiza una auditoría?

No existe una frecuencia determinada para realizar una auditoría web.  Suele ser cuando la empresa considera oportuno o necesaria dejar en las manos de expertos el control de la salud de tu sitio web. Piénsalo de esta forma, todos nos hacemos revisiones en el médico frecuentemente y tu página web no puede ser menos, pues es lo que posibles clientes verán de ti. Ser consciente de la posición actual permitirá avanzarte a nuevas propuestas o tendencias a nivel empresarial y como marca.

Cuando hay un mayor control y análisis del sector en el ámbito de internet, aumentan exponencialment las posibilidades de acertar en tu estrategia web.

En el caso de que tengas una web que no haya sido creada por profesionales del marketing online o con conocimientos en SEO, te recomendamos que no lo dudes y ponte a trabajar para solucionar tus inquietudes. Pues si lo dejas más tiempo cada vez será más difícil lograr el nivel al que podría llegar tu marca.

Tómatelo como un punto de inflexión, esa ayuda que todos necesitamos para lograr alcanzar nuestras metas y donde un saneamiento y corrección de errores al final es muy beneficioso para ti. ¡Apuesta por tu sitio web!

Banner eBook Inbound Marketing

Contacta con la agencia

Mobile Sliding Menu