Comercio electrónico la estrategia siguiente

In Marketing Digital
comercio electronico estrategia

Que el comercio electrónico se está imponiendo y ha llegado para quedarse, es una afirmación que no puede ser negada. A modo de resumen, el comercio electrónico es una estrategia que engloba el proceso de venta y que se lleva a cabo a través de canales digitales. Ello conlleva muchas más facilidades, tanto para marcas como para consumidores, ya que es más económico para los primeros y más cómodo para los segundos. Además, el comercio electrónico está al alcance de todo tipo de empresas.

 

Aspectos a tener en cuenta antes de la venta online

Sin embargo, a pesar de que el comercio electrónico pueda llevarse a cabo por pequeñas, medianas y grandes empresas, debes tener en cuenta ciertos requisitos antes de empezar a vender.

 

1. Estudia bien el producto y tu competencia

Este es el primer paso imprescindible antes de dar el paso para la venta online de tu marca. Haz un estudio exhaustivo para ver si tu producto o servicio tiene un nicho en el mercado online, analiza tu competencia y, sobre todo, comprueba que tu target también es asiduo a las compras online. Analizando a la competencia, además, puedes encontrar ideas que te permitan optimizar la forma de vender y saber acercarte mejor a tu público objetivo y potenciales clientes.
 

Consigue mejores RESULTADOS con tu estrategia online ¿TE AYUDAMOS?

 

2. La importancia de una tienda online

En la actualidad, existen múltiples canales en los que se puede vender online, y son canales idóneos para empezar sin tener que desembolsar una gran cantidad de dinero en la construcción de una tienda online. Sin embargo, es importante disponer de una en cuanto sea posible. Teniendo tu propio e-Commerce creas una imagen de marca más fuerte y puedes personalizarla para mejorar la experiencia online de tus posibles clientes, incorporando Chatbots, por ejemplo, o adecuando los colores y la comunicación a lo que quieres transmitir.

 

3. Trabaja la identidad de marca

Relacionado con este último punto, una tienda online siempre debe ir ligada a un buen trabajo de identidad de marca. No solo en el e-Commerce, también en todo aquello en lo que esté reflejada la marca, desde tiendas físicas hasta redes sociales, newsletters, folletos, etcétera. Tanto en tema de colores y diseños como, por supuesto, en temas de comunicación con el cliente.

 

4. Tener en cuenta la logística

Vender online es mucho más fácil en términos de automatización. Es la web o shop la que registra las ventas, no una persona en un lugar físico. Sin embargo, hay que pensar que detrás de esas ventas hay envíos que hay que enviar en el menor tiempo posible para la comodidad de tus clientes. Y para conseguirlo es necesario contratar buenas empresas de logística teniendo en cuenta las necesidades de tu marca y la cantidad de público al que te diriges, y a quiénes y cuántos vas a venderles.

 

Ventajas del comercio electrónico

Una vez se trabajan los puntos anteriores y se les da solución, las ventajas del comercio electrónico son múltiples. Hay que darle tiempo, eso sí, a que se consolide todo este comercio digital para despegar de verdad la marca y hacerle un hueco entre la competencia.

El primer punto a tener en cuenta es que una tienda online requiere de menor inversión. Es cierto que hay que pagar el desarrollo y el diseño de la shop así como los gastos de logística. Pero sigue saliendo más barato que el alquiler o la compra de un local con sus gastos, así como el sueldo de los empleados.

Por otra parte, el comercio electrónico permite una mayor flexibilidad y simplificación. Es por ello que un e-Commerce te proporciona más oportunidades de crecer. Si llegas a otro país, tan solo hay que preocuparse de los envíos y del cambio de monedas en el pago de la web, no es necesario ampliar locales y personal. Tu web trabaja por ti las 24 horas del día, para todo tipo de clientes.

Por último pero no menos importante, un e-Commerce puede proporcionar información muy valiosa sobre nuestro target. Productos favoritos, respuesta ante promociones y rebajas, tiempo entre visitar y acabar comprando, etcétera. Toda una serie de datos que son claves en la creación de estrategias digitales.

 

Las oportunidades del comercio electrónico dentro de una estrategia digital

Precisamente gracias a toda la información que se obtiene del comercio online, podemos elaborar una serie de estrategias digitales basadas en todos esos datos relacionados con los clientes. Las estrategias deben realizarse teniendo en cuenta el llamado ensayo y error. No lleva al éxito a la primera o a la segunda, ha de ir cambiándose y optimizándose según el comportamiento y las tendencias de los usuarios que visiten la shop. En otras palabras, no deben ser estrategias fijas, si no cambiantes en base al target.

De esta forma, podrás conocer qué productos o servicios se venden más y en base a eso poder hacer nuevos lanzamientos que sepas con seguridad que gustarán a tus usuarios. O incluso mejorar y crear un plan de comunicación con tal de hacer crecer la marca y llegar a más clientes potenciales.

 

Todas las decisiones basadas en datos y en las preferencias de tus clientes, siempre serán pasos para crecer como empresa e incrementar las ventas de tu marca. Saber observar, leer y aprovechar todos los datos que te ofrece el mundo digital te ayudará a hacer crecer tu comercio electrónico.

Contacta con la agencia

Mobile Sliding Menu